domingo, 25 de mayo de 2008

¡¡¡Indy, has vuelto!!!

INDIANA JONES Y EL REINO DE LA CALAVERA DE CRISTAL

Título original: Indiana Jones and the kingdom of the crystal skull
Año:
2008

País: EE.UU.
Duración: 125 min.
Fecha de estreno en España: 22 de mayo de 2008
Director: Steven Spielberg

Guión: David Koepp, según el personaje creado por George Lucas
Música: John Williams
Reparto: Harrison Ford, Cate Blanchett, Shia LaBeouf, Karen Allen, John Hurt, Ray Winstone, Jim Broadbent, Ian McDiarmid, Joel Stoffer et al.
Productora: Universal Pictures/Dreamworks Pictures/Lucasfilm Ltd.

Argumento: Henry Jones y su amigo Mac son raptados por los soviéticos, liderados por la temible y ambiciosa Irina Spalko, y llevados a un almacén secreto donde el gobierno guarda reliquias y secretos jamás revelados. El objetivo de Spalko y compañía es que Indy les indique el paradero de los restos del accidente de Roswell de 1947, en cuyo operativo intervino Jones. Finalmente sale airoso, pero al regresar a la universidad descubre que le quieren echar, pues está cuestionado por el FBI debido a su incidente con los soviéticos. En plena guerra fría eso estaba bastante mal visto en EEUU. Sin embargo, cuando estaba a punto de partir, un joven macarra y motero llamado Mutt le pide un favor: rescatar a su madre y al profesor Oxley, antiguo compañero de clase de Indy, desaparecido en Perú tras partir a la búsqueda de una misteriosa calavera de cristal la cual, según cuenta la leyenda, otorgará poderes extraordinarios a aquel que la devuelva al templo en el que fue encontrada. Indy y Mutt se embarcan en la aventura, sin saber los peligros que les acecharán por el camino.

Estáis en vuestro salón y, después de comer, os disponéis a ver la televisión para ver si hay algo con lo que entretenerse o, al menos, pasar el rato. Pero descubrís que están echando una de Indiana Jones y os disponéis a verla. Ya la has visto cientos de veces, pero te gusta disfrutar de sus diálogos, del carisma de su personaje, de esa banda sonora, de esas persecuciones, de esa magia que rezuma por todos los lados. Tus ojos no pueden apartarse de la pantalla y tu sueño desaparece pues, no sólo estás viendo una película entretenidísima, sino que estás viendo un mito del cine... Ahora imagina ese mismo sentimiento pero en el cine, en una butaca, sentado ante una pantalla gigantesca, escuchando esa misma música, viendo ese mismo mapa con esa línea roja moviéndose de un país a otro, esa acción que te deja sin respirar, ese humor... todo lo que conoces, pero en el cine. Es como si estuvieras en el cine hace 20 años, viendo de las pelis de Indiana Jones. Es como volver hacia atrás en el tiempo. La magia del cine.

Esto último es lo que se siente al ver Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal, un resurgir al tiempo de nuestros padres, de nuestros abuelos, de nuestros primos mayores. Al entrar en la sala de cine lo que más me llamó la atención fue la gran cantidad de personas mayores que asistieron al cine. Pero no por sus hijos, sino ellos solos. Personas de unas 30, 40 o incluso 50 años o más se sentaban en sus butacas, con palomitas y refrescos para volver a vivir aquello que vivieron cuando eran jóvenes. Y la verdad es que, al igual que yo, debieron disfrutar como niños, a juzgar del estruendoso aplauso que resonó en la sala de cine al final de la película. Y es que he vuelto a disfrutar como un niño al ver una peli en el cine. No pasaba esto desde que vi Piratas del Caribe. ¿Por qué me ha gustado tanto? Dejando la nostalgia aparte, por su equipo técnico. ¿Cómo puede haber humanos en este planeta que menosprecien el trabajo de Spielberg, Lucas, Khan, Kaminsky y Williams? Cuando estos hombres trabajan se hace cine con mayúsculas. Ejemplo de la gran dirección y del montaje es la espectacular persecución de coches en la selva, lo mejor de todo el filme. Escena que recordará a la persecución de tanques de En busca del arca perdida y que dejará sin respiración a muchos. Yo creo que me he quedado sin uñas de tanto mordérmelas en esa escena.

Del guión diré que es muy bueno y nada tiene que ver con las pésimas críticas que ha recibido. Es cierto que es peor que las otras tres películas, pero tanto el argumento, como la construcción de personajes y los diálogos son magistrales y es lo que nos muestra que el espíritu de las otras películas está indemne. Ejemplo del guión es el diálogo entre Marion e Indy, en el camión que les tiene secuestrados, cuando este intenta liberarla. Sólo puede darse ese diálogo en una película de Indy. Simplemente mágico.

Sobre las interpretaciones nada que objetar, a nadie. Quizá el papel de Marion está menos aprovechado que el resto. Lógico, es nuestra Marion y siempre queremos más de ella, pero la familia crece y se necesita hueco para los demás. Shia LaBoeuf está sensacional, un gran actor que puede convertirse en una estrella en un futuro no muy lejano. Y nada que objetar a la interpretación de John Hurt, uno de los mejores personajes de la película. Pero sin duda alguna, la que se lleva la palma, es la genial interpretación de una de las mejores actrices del momento: Cate Blanchet. Recrea a una Irina Spalko implacable, terrorífica y perfecta. Una de las mejores villanas de la saga. Sensacional.

¿Y del resto de apartados técnicos? Nada que objetar. Fotografía impecable, con un tecnicolor muy bien recreado; montaje perfecto, efectos visuales imposibles (¿alguien duda de la profesionalidad de los chicos de ILM?) y, sobre todo, esa maravillosa música que obligará a más de uno, por primera vez en sus vidas, a quedarse hasta el final de los créditos en la sala, embelesado por esas hermosos acordes.

Pero no todo es perfecto en este mundo, por desgracia, e Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal tiene algunos fallos, aunque puntuales. Por ejemplo la escena de la nevera del comienzo del filme, espectacular, magníficamente fotografiada, pero que no se la cree nadie. Otro ejemplo es la de los mayas/ninjas que se encuentran en el cementerio Jones y Mutt, acompañados de un cartel donde te pone una inscripción en inglés... ¡en pleno Perú! Y más cosas, como las hormigas asesinas del amazonas, las cuales parecían leones que llevaban semanas sin comer más que hormigas. Y por supuesto, la demencial escena de las lianas que protagoniza el joven Mutt. Sólo le falta el taparrabos.

Y creedme si os digo que no hay nada más que permita decir que la peli es mala. Ya sé que mucha gente la pone a parir, sin saber por qué, pero los que afirman eso hacen que piense una cosa sobre ellos: no saben lo que es Indiana Jones. Ahora me dispongo a comentar algunas críticas negativas que han dicho de esta película, pero que no tienen ni pies ni cabeza.

1. El argumento. Intentaré explicar esto sin spoilear. Muchos dicen que el argumento es demasiado sobrenatural, demasiado fantástico. Incluso he leído que el argumento es digno de un programa de Cuarto Milenio. Y no digo que no, las figuras de Nazca son un tema recurrente en este tipo de programas de misterio y hace poco en Youtube vi uno de esos programas dedicado a la calavera de cristal. Sí, figuras de Nazca. Podéis tirar del hilo y deducir de qué puede ir ese "hecho sobrenatural" (por no decir paranormal) que ocurre en la película. SPOILER: Pero debo decir algo al respecto. ¿Por qué cuando salen los extraterrestres se tacha la película de "ciencia ficción" y se dice que es basura y cuando salen cosas como el Arca de la Alianza o el Santo Grial no se consideran como sobrenaturales y nadie dice nada? Igual de creíble, de posible y de verosímil es que el Arca realmente tenga poder divino a que el cráneo del cristal sea de un extraterrestre que llegó al planeta desde hace miles de años y enseñó a los incas todas las labores que conocían. Así que no veo el por qué de tanta queja. Los ateos considerarán igual de inverosímil el arca perdida que la calavera de cristal, pero da la casualidad de que esto primero, seguramente, les parezca más normal. En fin, cosas que tiene esta sociedad. FIN DEL SPOILER.

2. El otro problema que le achacan es que el papel de Mac está demasiado cogido con alfileres. El único cogido con alfileres, aunque parezca mentira, es el papel de Marion, pero como es algo que la gente esperaba con esmero, nadie dice nada. Muchos se quejan de que Mac es muy confuso, que si es bueno, que si es malo, que si vuelve a ser bueno, que si luego resulta que es malo otra vez... Pero vámos a ver, almas cándidas. Si la peli se desarrolla en plena Guerra Fría ¿cómo no va a haber ese tipo de personajes? Y más teniendo en cuenta que Indy y Mac fueron espias americanos. En aquella época eso era lo normal, pero parece ser que a algún ¿cinéfilo? no le gusta ese juego de espías (que a un cinéfilo no le guste el cine de espías es para matarle, pero bueno).

Si después de leer estas dos opiniones no os he convencido simplemente os diré que os fijéis en el motivo de estas dos críticas. En una que el argumento parecía demasiado de ciencia ficción (claro que es totalmente imposible, lo del Arca de la Alianza ocurre todos los días) y en otro que parece una peli de espionaje. Pues bien, una de las características de la saga de Indiana Jones, y el secreto de su magia, es que Spielberg supo hacer en los años 80 una película a la antigua usanza, un filme que por su estética y su argumento recordaba a las películas de aventuras de los años 30, época en la que se desarrollaban los acontecimientos. ¿Y cuál era el tema recurrente del cine de los años 50? Pues la ciencia ficción y el cine de espías, precisamente los temas con los que codea indiana Jones en su última peli. Así que los directores siguen haciendo lo mismo de siempre, haciendo una película en el siglo XXi con la misma temática que en lo años 50. Exactamente lo que hicieron con la primera trilogía. ¿Y la gente se queja de ello? Se quejan de la misma fórmula que hizo posible el sueño de Indiana Jones. Ellos que se quejan de Indi 4 se están quejando de toda la saga. Están menospreciando aquello a lo que pretenden proteger. Una vergüenza.

Lo que ocurre es que la crítica actual, tan enchochada con cineastas como Woody Allen, Lars Von Trier y demás directores europeos y "antiamericanos", no puede soportar ver cómo un grupo de viejos chochos, amantes de los efectos visuales y fabricantes de cine palomitero, pueden hacer una película entretenida, pueden mantener la frescura de antaño y pueden dirigir grandes filmes. Es decir, no pueden soportar que directores comerciales sean genios e intentan buscar los tres pies al gato. Como ocurre con este filme. Lamentable.

Así que no hagáis caso a las críticas. No me hagáis caso a mí tampoco, si queréis, e id al cine a ver la nueva peli de Indiana Jones. Encontraréis diversión, entretenimiento y cine con mayúsculas. Si no sois fans de Indiana Jones os entusiasmará y os entretendrá. Si sois fans de Indy os encandilará y disfrutaréis como unos niños. Incluso llegaréis a soltar alguna lagrimilla de emoción, os enamoraréis de Marion como antaño, esquivaréis los golpes que recibe el doctor Jones, reiréis con las situaciones disparatadas y los diálogos ingeniosos y sobre todo os quedaréis pegados al asiento cuando escuchéis esos acordes, ya míticos, que son símbolo de una se las mejores sagas de la historia del cine. Gracias Spielberg y Lucas por crear un mito. Gracias Indy por volver.

Más críticas en El mundo de Freakman

2 comentarios:

Émera dijo...

Ya me parecía a mí que no podía ser que aún no la hubieras visto, jejeje... La leeré más adelante entera porque no quiero que me destripes nada :-)

Chuparrocas dijo...

Vale, no la leas. Haces bien. Pero la gente tiene habladurías y a mí me contaron cosas de la peli antes de verla que casi les mato por ello. Pero me daba igual, porque la iba a ver de todas formas y porque no sólo hay que quedarse con el argumento, sino que Indy es el mejor!!